Ir al contenido principal

La villa de las tres mentiras: Santillana de Mar

Ni es Santa, ni es llana, ni tiene mar


Santillana de Mar es un pueblo con mucha historia. Declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1883 Santillana de Mar ha sabido mantener la esencia de la historia que esconde pese a ser uno de los pueblos mas turísticos de Cantabria. En 2013 fue nombrado como uno de los pueblos mas bonitos del estado, y no es para menos. Estas tierras han estado habitadas desde que el ser humano empezó a expresarse artísticamente. La llamada Capilla Sixtina del arte cuaternario o del arte paleolítico se encuentra en este municipio: Altamira.


Santillana de Mar. Al fondo Colegiata de Santa Iuliana
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

Se dice que es el pueblo de las tres mentiras ya que al contrario de lo que su nombre indica ni es Santa, ni es llana, ni tiene mar. Aunque estas supuestas mentiras tampoco son del todo ciertas ya que el nombre de la villa proviene del monasterio que hace siglos construyeron en honor a Santa Iuliana o Juliana. Lo del mar tampoco es del todo mentira, ya que aunque en la villa propiamente dicha no haya mar, si que es cierto que desde las tierras del municipio se puede acceder al mar. Lo de que no es llana, si, eso es totalmente cierto. La inclinación de sus calles dejan claro que no tiene nada de llana.

Santillana de Mar está en la costa occidental de Cantabria. Es uno de los pueblos mas turísticos de Cantabria. Ha sabido mantenerse como una villita de la edad media. La joya de la villa es la colegiata de Santa Iuliana, antiguo monasterio Benedictino construido en honor a la Santa que siglos después daría nombre a la villa.



Santillana de Mar. Colegiata de Santa Iuliana.
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

Paseando por las calles del Casco Antiguo, casi sin querer y siguiendo la inercia que las propias calles te marcan, se puede acceder a dos plazas. La primera de ellas y la que parece ser que te atrae es la religiosa con su gran Colegiata y que ha su vez se distinguen dos plazas: Abad Francisco Navarro y de las Arenas.

Santillana de Mar. Palacio de Velarde, Plaza de las Arenas

Santillana de Mar. Abrevadero o lavadero
Agosto 2008

Este fue el primer centro de la villa y da acceso a la Colegiata. La Colegiata de Santa Iuliana es un edificio románico en cuyos origines estaba el monasterio benedictino construido en el siglo XI en honor a Santa Iuliana que después consiguió el rango de colegiata. Unos monjes que portaban las reliquias de Juliana decidieron asentarse en esta tierra y así construyeron una ermita en honor a ella en el siglo IX. Gracias a la nobleza local este templo primitivo se sustituyó por un templo románico.

Santillana de Mar. Lateral Colegiata de Santa Iuliana
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

En el siglo IX la villa adquiere importancia religiosa, jurídica y administrativa en el Reino Asturleones. La Abadía experimento una importante expansión económica en esta época y se convierte en lugar de paso para los peregrinos que se dirigen a Santiago de Compostela. Cuando obtuvo la capitalidad de la merindad de Santillana de Asturias la población de la villa se multiplico por lo que había necesidad de agrandar el pueblo. Así en el siglo XIV se creó la segunda plaza a la que se accede por una de las arterias principales del Casco Antiguo. Esta plaza se hizo principalmente para acoger el mercado. Actualmente la plaza se llama Ramon Pelayo.  En esta plaza encontramos las Torres de Merino -siglo XIV- y de Don Borja -construida en la Edad Media y rehabilitada en el siglo XV- hoy en día sede de la Fundación Santillana.


Santillana de Mar. Torre de Don Borja, Plaza de Ramon Pelayo

Santillana de Mar. Lateral Torre de Merino.
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

Después empezó el paulatino declive de la villa. Al final se le cede la villa al Primer Marques de Santillana. Durante mucho tiempo Santilla de Mar paso de mano en mano hasta que en 1833 se constituye el ayuntamiento constitucional.

Santillana de Mar

Santillana de Mar
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

Toda esta historia ha convertido a Santillana de Mar en la villa que es hoy. La mayoría de los habitantes de la villa se dedican al turismo o los servicios derivados. Los hostales, posadas, hoteles, etc están perfectamente integrados en la arquitectura tradicional y no desentonan. Los restaurantes, bares y tiendas es otra de las actividades que llenan el pueblo, pero, siempre, manteniendo la esencia de la antigua villa.

Santillana de Mar

Santillana de Mar
Agosto 2008. Foto: I. Ruiz

Desde 1977 Santillana de Mar también cuenta con un pequeño Zoológico y jardín botánico principalmente de aves y pequeños reptiles.

La Capilla Sixtina del arte paleolítico: Altamira


A pocos kilometros del nucleo urbano de Santillana de Mar está Altamira. Altamira fue habitada hace 22.000-14.000 años, en el llamado Paleolítico superior. En esta época grupos de cazadores ocuparon la entrada de la cueva iluminada gracias a la gran apertura de la misma. Tenían sus tareas cotidianas y a dejar señales de su existencia que miles de años después y gracias a los estudios e investigaciones arqueológicas podemos descubrir y disfrutar. Gracias a estos materiales que dejaron podemos saber como vivieron.

Museo de Altamira; portada triptico 2008

Pero no solo nos han llegado restos de lo que fue su vida si no que también, como esperando que miles de años después alguien los encontrara, nos dejaron dibujados estampas de su vida cotidiana. Una selección de animales, signos y figuras casi humanas que representan su forma de ver el mundo y la espiritualidad de su sociedad. Se aprovechaban de las gritas y relieves que la propia roca dejaba para crear las figuras. Las técnicas empleadas son diversas y los colores el negro del carbón vegetal y los rojos del ocre.

La cueva de Altamira fue declarada Patrimonio de Mundial en 1985. Fue el primer lugar en el mundo en el que se identificó Arte Rupestre del Paleolítico superior. Los problemas de conservación de esta obra de arte histórica hicieron que, entre otras cosas, se cerrase la cueva al público. Pero crearon el Museo Altamira y la Neocueva, una fiel recreación de lo que los Homo Sapiens dejaron pintado en la cueva. Sinceramente sabiendo que la situación de la cueva es bastante débil me daría muchísimo miedo el poder afectar negativamente ante una de las mejores obras artísticas del Paleolítico del mundo. Por ello, creo que la Neocueva hace un gran trabajo al mostrarnos todo el arte sin necesidad de estropear lo que hace miles de años hicieron.

Museo de Altamira; montaje realizado con la información del museo (2008)

En el Museo, además de visitar la Neocueva, también se pueden observar los objetos y materiales encontrados en la cueva, así como conocer como vivieron estos antepasados que poblaron la zona hac muchos miles de años. 

☆ Por alguna extraña razón que todavía no llego a comprender, supongo que me daba miedo hasta estropear la neocueva, no saqué ni una solo foto... ¡así que tendremos que volver!



El precio de la entrada era de 2,40 euros en el 2008. Nosotros tuvimos "suerte" porque sin saberlo nos presentamos el día 12 de octubre y casualmente al ser el día de la Fiesta Nacional Española la entrada era gratis. El día 18 de mayo, día de los museos y 6 de diciembre, el día de la Constitución Española también son gratis, además de los sábados desde las 14:30 y domingos -o lo que es, en 2008 era así-. No hay excusa para visitar este museo que merece mucho la pena.

Playa de Santa Justa



Playa de Santa Justa
Octubre 2008

La playa de Santa Justa fue uno de esos lugares que encuentras sin buscarlos. De esos lugares en los que no sabes nada pero, por algún motivo, te encuentran. Está cerca de la localidad en la que nos alojamos, Ubiarco, y quizás por ello de nuevo la inercia "viajera" nos hizo desviarnos por la carretera (CA-351) y llegar a este rincón. Una pequeña cala con vistas al cantábrico. Lo mas espectacular de este sitio es la antigua ermita que da nombre a la playa y que está en un espectacular pliegue de la tierra.

Playa de Santa Justa

Playa de Santa Justa. Ermita de Santa Justa

Desde de la Playa de Santa Justa
Agosto 2008

☆ No solo no saqué fotos en Altamira, si no que tampoco saqué en Santillana de Mar así que todas las fotos de la villa son de Iosune Ruiz que saber captar cada rincón perfectamente. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Mucho mas que un camping, Sangulí Salou

Salou es uno de esos sitios en los que por una razón o por otra quieres volver siempre que tienes ocasión. Salou es una ciudad turística de la Costa Daurada de Tarragona. Playa, sol y, en las noches de vacaciones, fiesta. Atrae todos los años miles y miles de turistas. La primera vez que conocí Salou era solo una niña y lo hice de la mejor forma que pude tener, gracias al gran Camping Sangulí Salou. Desde entonces mi mes favorito del año se convirtió agosto, y durante el resto del año solo podía pensar en "el camping" y Salou.

San Pedro, una ermita entre robles centenarios

Año de setezientos y diezi siete a veinte de henero en esta iglle de San Pedro de la Valle de Burunda fue electo i ungido por primer Rei de Navarra, Garcia Ximenez y esta eleccion confirma el mesmo año el Papa Gregorio segundo como parece por su bu- la, que latiene la dicha valle ensu archivo, fue reedifi- cada esta Yglesia el año 1647
Un entorno único con centenarios robles como protagonistas que se retuercen buscando el sol. Han sido testigos del paso de los siglos. En estas tierras también habitaron los gentiles, grandes seres creadores de los dolmenes y los menires. También fue coronado el primer Rey de Navarra Garcia Ximenez, según reza la inscripción en la entrada principal de la ermita. Aquí también se celebran desde hace años romerías y bailes en honor al santo que da nombre a la ermita y a la campa: San Pedro. Es un lugar por el cual dos pueblos vecinos siguen teniendo sus redecillas. Una ermita dividida entre dos pueblos, una ermita y un santo compartido por dos pueblos. Una…

La misteriosa Eunate

Poco antes de llegar  a Puente la Reina, en la Zona Media de Navarra, en medio del campo, está la solitaria ermita de Santa María de Eunate. Una ermita sencilla, única y llena de misterio. Está considerada como una de las iglesias más bonitas del Camino de Santiago; y no es para menos.

El misterio sobre su nombre, cien puertas en euskera, su enigmática geometría, y el misterio sobre su origen, hacen de esta ermita diferente a cualquier otra iglesia románica. No existen muchas iglesias en el Camino con planta octogonal: dos, y el Santo Sepulcro de Jerusalem. Esta maravilla arquitectónica fue declarada monumento nacional.