Ir al contenido principal

Boltaña, el Casco Antiguo más grande del Pirineo Aragones

Las ruinas de Castillo de Boltaña observan desde el monte de San Martin la historia de este pueblecito del Pirineo Aragonés de unos 1000 habitantes. Estas tierras han estado habitadas desde los romanos quienes nombraron a este lugar Boletania. Después, llegaron los árabes quienes hicieron de Boltaña una fortaleza. Siglo tras siglo, civilización tras civilización, han hecho de Boltaña un pintoresco pueblo que respira historia en cada una de sus estrechas y empedradas calles. Es por ello que tiene el honor de ser considerado el Casco Antigua más grande del Pirineo Aragonés. Pero en este pueblo no siempre ha vivido épocas doradas. El mejor ejemplo de ello es el Castillo, ahora se le relaciona con historias y leyendas mágicas.


Boltaña desde el Mirador del Castillo
2016-08-20

Boltaña fue una fortaleza desde donde los musulmanes impedían que los cristianos avanzasen. En el siglo X Boltaña pertenía al Rey de Pamplona Garcia Sanchez I de Navarra. Un siglo después Sancho Garcés II de Navarra pone la plaza de Boltaña a cargo de Jimeno Garcés dada la importancia estratégica de esta villa. Durante el siglo XII Ainsa gana popularidad e importancia, al mismo tiempo que Boltaña la pierde. Durante los siguientes siglos empieza un proceso de decadencia que incluso terminó convirtiendo a Boltaña en una aldea dependiente de Ainsa. En 1430 el rey Alfonso V de Aragón revoco la concesión del señoría de Boltaña y lo incluyó en la Corona de Aragón.


Boltaña desde la Torre del Castillo
2016-08-20

El Casco Antiguo de Boltaña apenas ha cambiado con el paso del tiempo. De la baja Edad Media, vivió su expansión y desarrollo pleno siglos después completándose el siglo XVIII. El Casco Antiguo está construido mira hacia el sur buscando el sol para coger el calor en los duros inviernos. Pasear por las empedradas y estrechas calles es como hacer un viaje en el tiempo. Los edificios mantienen la arquitectura tradicional desde donde en muchas de ellas sobresale las típicas chimeneas troncocónicas. 

Calles estrechas de Boltaña

Ayuntamiento de Boltaña

Edificios de Boltaña
2016-08-20

Las estrechas calles en cuesta terminan en la Plaza Mayor, donde la Colegiata de San Pedro es la protagonista ya que se trata, una vez más para honor de este pueblo, de una de las iglesias más grande del Pirineo Aragonés. Se construyó en el siglo XVI sobre una antigua iglesia románica. Sobresale el gótico aragonés, aunque también tiene elementos renacentistas. 

Edificios en la Plaza Mayor

Plaza Mayor de Boltaña


Colegiata de San Pedro en Boltaña
2016-08-20

A finales de agosto se celebra en Boltaña las Fiestas de la Convivencia y este año pudimos disfrutar del ambiente de las fiestas en la Plaza Mayor y de unas jotas aragonesas con baile tradicional incluido en la plazuela de la calle Goya. Nos sorprendió el enorme escenario que montan en la plaza y el muy agradable ambiente que había.

Plaza Mayor con el escenario y detrás la iglesia de San Pedro


Espectáculo de jotas aragonesas
2016-08-20

El Castillo


El pueblo está coronado en el monte de San Martin por el Castillo de Boltaña que vigila y observa desde hace siglos. El estado ruinoso en el que se encuentra hace que la visita se convierta en más misteriosa e interesante. El Castillo de Boltaña fue un conjunto militar. Se trataba de un recinto amurallado con una torre en el extremo norte de la muralla y con planta hexagonal irregular para poder adaptarse a la roca. Esta rara tipología también fue utilizada en el Castillo de Samitier, otro de los Castillos incluidos en la Ruta de los antiguos sistemas defensivos y de comunicación del románico del Sobrarbe. 

2016-08-20

2013-12-07

2016-08-20

En la Torre del Castillo de Boltaña
2013-12-07


Al ser un castillo con objetivo defensivo toda la construcción estaba pensada para tal fin, así, la puerta de acceso estaba sobre el borde del acantilado. Este estilo lombardo es similar al de los castillos de Loarre y Arbinzanda, entre otros. El arco de acceso fue recientemente reconstruido y tiene unas preciosas vistas a la Peña Montañesa. Junto con el Castillo de Arbinzana, son los únicos castillos con cerramiento completo.

Entrada al Castillo de Boltaña

Arco de entrada al Castillo de Boltaña
2016-08-20

Arco de entrada del Castillo de Boltaña con la Peña Montañesa detrás
2013-12-07

El Castillo construido en el siglo XI es de origen musulmán pero en parte parece construido por maestros lombardos. Se le conoce popularmente como el Castillo de los Condes de Sobrarbe. En el siglo XII empezó su decadencia y después, en el siglo XVII-XVIII, fue abandonado. Hoy en día se pueden visitar las ruinas del Castillo que tiene un aire misterioso y mágico. Está reconstruido en parte, gracias a la cual se pueden ver la fachada de sillería y el arco de la portada.

2013-12-08

Castillo de Boltaña. Fachada de sillería
2016-08-20

En torno al Castillo de Boltaña existen varias leyendas. Una de ellas dice que existía un pozo por el que se podía bajar directamente al río Ara. Otra de las leyendas, esta más mística, dice que las brujas de la zona celebraban aquí sus akelarres o reuniones. Las últimas horas del día en este Castillo es, sin duda, una experiencia mágica.

2016-08-20

2013-12-07

2016-08-20

2013-12-07

Para llegar al Castillo hay que atravesar la plaza y seguir subiendo por una calleja para pasar por una plazuela donde comienza el camino que lleva al Castillo. Al llegar al recinto del Castillo hay un gran mirador y la ermita de Santa Lucia. Gracias a la reconstrucción que se ha realizado estos últimos años fue declarado Bien de Interés Cultural de Aragón.

Calleja de camino al Castillo

Camino que lleva al Castillo

Entrada al recinto del Castillo

Ermita de Santa Lucia
2016-08-20


Acceso: para acceder al Casco Antiguo de Boltaña recomiendo dejar el coche en la carretera nacional que atraviesa la parte más nueva del pueblo. Los coches están realmente mal aparcados a ambos lados de la carretera pero siempre lo hemos conocido así. También existe la posibilidad de dejar el coche más cerca de la Parte Vieja entrando por la primera entrada llegando desde Fiscal, a mano izquierda. Otra posibilidad es dejarla en algún hueco de la subida a la parte vieja. Pero, desde luego, hay que cumplir con las señales de prohibición de entrada a la Parte Vieja ya que la mayoría de ellas están cerradas al trafico.

Comentarios